Preservativo

La última moda es comprar condones usados por Internet

Se han escuchado modas absolutamente insólitas como lamer el globo ocular en Japón u otras que hacen preguntarse: “¿Por qué?” Hay cosas inexplicables que ciertamente cuesta creer que se pongan en auge, pero así es. Caemos en el error de creer que lo hemos visto todo, no obstante, siempre aparece una nueva ocurrencia que desbanca esa opinión.

Los preservativos son usados como una barrera de protección ante embarazos no deseados o enfermedades de transmisión sexual. Sin embargo, el médico Vincent Tremayne ha publicado un artículo en el que afirma que para muchas personas un preservativo puede convertirse en objeto de deseo sexual.

El doctor ha realizado estas afirmaciones en un estudio sobre fetiches y sus consecuencias, y en él explica que para estas personas el placer se desata “al mirar fotos o vídeos que muestren a personas consumiéndolo  (el contenido del preservativo)  o masturbándose con condones usados”. Aunque los más extremos “buscan condones tirados para masturbarse o ingerir su contenido.”

Para conseguir su objeto de placer estas personas se desplazan a lugares en los que los individuos suelen tener sexo al aire libre, como aparcamientos. E incluso más de uno recurre a Internet, donde hay webs especializadas en la compra-venta de condones usados.

Estos deseos pueden suponer un gran riesgo para la salud, sobre todo para aquellas personas que adquieren su preservativo del suelo, puesto que puede que lleven días al sol.

Publicado por

S. Fernández

Periodista por vocación, fiel amante de las letras y la poesía. Las redes sociales y el buen cine, mis aliados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *